VÍCTIMAS, POR FIN

8 Jun 2014 – 9:00 pm

Editorial

Víctimas, por fin

http://www.elespectador.com/opinion/editorial/victimas-fin-articulo-497197

 

 

 

El sábado en la mañana se hizo público el acuerdo al que llegaron las delegaciones de Gobierno y guerrilla de las Farc en La Habana, Cuba: un comunicado hecho a dos manos que explica cómo el capítulo de las víctimas (acaso el más importante y significativo de todos) será integrado a los diálogos que adelantan para ponerle fin a este conflicto de medio siglo que ha desangrado al país.

Meter a las víctimas al proceso implica cosas fundamentales que hasta el día de hoy han hecho mucha falta.

El reconocimiento, por un lado, que es el primer paso (simbólico y a la vez efectivo) hacia una reparación real. Nada más diciente que sean las mismas Farc, quienes cínicamente habían puesto en entredicho el reconocimiento mismo (ahí vimos a Jesús Santrich cantando, a propósito del tema, “quizás, quizás, quizás”), las que firmen un comunicado que, palabras más, palabras menos, les pone la cara a esas personas que han sufrido de su mano las hondas heridas del conflicto. Un gran paso. Después de la discusión por el modelo agrario, por los cultivos ilícitos y por la participación en política, esto, mucho más allá de ser una nebulosa declaración de principios, como lo son las demás, es una transformación del discurso. Y eso, tanto en la lógica guerrillera como en la del Estado, es importante. Es fundamental. ¿La razón? Empezó la hora de llamar las cosas, las responsabilidades sumadas de parte y parte, por el nombre que les corresponde.

De la verdad que acepten y confronten con seriedad (“sin verdad no hay paz”, dice la guerrilla) surgirá eventualmente todo lo demás: reconocer la responsabilidad sin intercambiar impunidades; satisfacer los derechos de las víctimas que, dice el comunicado, no son negociables ni pueden serlo; participar, como bien lo dicta el camino de la lógica, en toda la discusión de las graves violaciones de derechos humanos e infracciones al Derecho Internacional Humanitario; esclarecer lo sucedido en estos 50 largos años de guerra frontal; reparar, como la única forma de garantizar una paz real y efectiva; proteger y asegurar la seguridad, como forma de cubrir los daños de la guerra; garantizar la no repetición, como forma de asegurar que no haya nuevas generaciones de víctimas; buscar la reconciliación, como medida efectiva de crear un país nuevo; tener un enfoque de derechos: universales, indivisibles, interdependientes.

Un manual para seguir con precisión. Si algo exigíamos desde este espacio una vez nos anunciaban que un proceso de paz estaba cerca, era que se cumpliera con los cinco puntos de la agenda. Esto que vemos hoy, ya como una realidad palpable, esta serie de principios que se perfilan como normas, deben ser integrados e interpretados con toda la ecuanimidad del caso: si algo es importante en el tratamiento de las víctimas, es no cometer injusticias. Es la hora de seguir esta hoja de ruta en el ciclo que se inicia.

Y algo igualmente importante de todo esto es no politizar el avance. Llegó la hora de barrer el mucho palabrerío efectista que hay en torno a todo este proceso. Ya el punto en que está, como decíamos hace una semana, es de no retorno. La paz, hoy, es un derecho y un deber de obligatorio cumplimiento. El derecho etéreo se volvió una realidad. No es el momento de que el país se polarice más, sino de que se integre en este esfuerzo colectivo. Y esa tarea, de nuevo, le queda al que resulte ganador en la contienda del domingo que viene. Adelante, pues.

This entry was posted in Negociaciones and tagged , , , , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s